I.D.E.A. BLOG

Bienvenido al sitio de Juan Pablo Iriarte

entradas/entrada004.txte

INDUSTRIA 4.0

Artículo , junio, 2016

El concepto de “INDUSTRIA 4.0” hace referencia a la cuarta revolución industrial que se caracteriza por la conexión de datos y tecnología enfocada a la producción en las fabricas manufactureras incorporando mayor flexibilidad y permitiendo individualizar los procesos industriales.

No se debe confundir con la automatización industrial que ya desde hace algunos años es una realidad en las fabricas (al menos las de gran tamaño) en todo el mundo. Mientras que la automatización implica realizar procesos mediante máquinas —muchas veces de forma autónoma— no ofrece una retro-alimentación o la integración con los demás procesos pero cuando se habla de Industria 4.0 se incorpora la conectividad generalizada y es en este punto donde se presenta la revolución real que actualmente está tomando una especial relevancia y donde se enfocan los esfuerzos de desarrollo para lograr una alta eficiencia energética y cambiando las actuales técnicas de manufactura para atender un mercado cada vez mas exigente, global y cambiante un ritmo acelerado.

La conectividad tiene una estrecha relación con el “Internet de las Cosas” —o “Internet of things” abreviado como “IoT” por su siga en inglés— que es en resumen la interconectividad de los dispositivos que utilizamos de forma cotidiana aunque en la “Industria 4.0” el concepto se concentra en la producción industrial y conlleva un reto importante relacionado con la gran cantidad de información y datos producidos que necesitan ser procesados y correctamente tratados.

ConexionEl término “Industria 4.0” fue introducido por el gobierno alemán dentro de los programas de impulso económico a las empresas industriales para describir la fabrica inteligente introduciendo una visión de la fabricación basada en la informática con todos sus procesos interconectados respondiendo a necesidades o solicitudes específicas de un cliente específico lo que implica una producción personalizada dentro de un marco industrial automatizado que hasta ahora implicaba una producción en serie y uniforme, es donde el concepto resulta revolucionario y comparable a la primera revolución industrial al introducir la máquina de vapor dentro de la fabricación, la producción en masa durante la segunda guerra mundial —segunda revolución industrial—, o a la introducción de la electrónica y la tecnología en la industria que constituyó la tercera revolución de la industria y debido a estos cambios fundamentales se habla de “Industria 4.0” para referirse a lo que se considera como la cuarta generación de las empresas manufactureras.

Introducir conceptos como flexibilidad o procesos industriales individuales requiere desarrollos en las áreas relacionadas con la ejecución de procesos fabriles por ello los fabricantes de instrumentación y elementos de control —por ejemplo— deben responder a las nuevas necesidades de las industrias que empiecen a desarrollarse dentro de la “Industria 4.0” pero los cambios importantes no se dan sólo al exterior de las empresas el mayor reto está al interior de las compañías.

Los sistemas de automatización —incluso los que no son automáticos— en las industrias involucran cada vez mas sensores y captura de datos, es donde la tecnología inalámbrica toma mucha importancia y con todo el conjunto las fabricas deben ir ganando la capacidad de reunir datos pero más allá de ello deben desarrollar competencias en el procesamiento de la mayor cantidad de datos obtenidos de la operación y lograr una correcta interoperatividad entre sus procesos tanto de producción como administrativos para poder lograr mejoras reales en la eficiencia y en la flexibilidad de la fabricación, las empresas deben ser capaces de gestionar y analizar estas grandes cantidades de datos, para lo cual, el mayor desafío está del lado del software.

Si bien la adaptación de la estructura organizacional es fundamental para poder integrar procesos —ahora mas administrativos que operativos— es factible que los gerentes y administradores adopten medidas que deriven en una estructura de la organización adecuada para responder a la nueva metodología de trabajo, pero en pocas oportunidades se dispone de un software que se adapte a una empresa específica, por ello, se recurre a lo que hay disponible en el mercado pero esto corresponde a una generalización de lo que resulta más común, es en este punto donde se corre el riesgo de fracasar.

El desarrollo de software es uno de los aspectos de mayor influencia en el progreso de las empresas pero que obtiene muy poca atención por parte de las directivas de las compañías, simplemente porque no hay nada disponible o porque se cree que el costo de desarrollar una plataforma totalmente nueva y personalizada es bastante elevado.

Pero esta última afirmación no es necesariamente cierta, desarrollar plataformas individuales no necesariamente implica costos elevados pero si implica que las áreas de tecnología, administrativa y operativa confluyan en propósitos comunes. La gran mayoría de las ocasiones los programadores desconocen las necesidades de las áreas para las cuales deben servir de soporte, se centran en la eficiencia de los algoritmos en la escritura de código fuente, en fin en aquello para lo cuál se prepararon profesionalmente pero desconocen el objetivo final de los programas que crean y es el de atender necesidades de los usuarios finales y aún mas se puede afirmar que en múltiples oportunidades no tienen claro el propósito esencial del software que desarrollan.

Lograr que los desarrolladores integren conceptos de la administración y la parte operativa dentro de la conceptualización de sus aplicativos resulta ser una tarea mayor y es en este punto donde muchos desarrollos pueden fracasar, donde no siempre se puede lograr una comunicación fluida con el área de sistemas, es por ello que se requiere que los programadores se integren dentro de la operación empresarial para que puedan plasmar soluciones a requerimientos reales más allá de lo teórico o de una lista de chequeo, la conectividad no requiere solo de una línea de comunicación abierta, requiere también de un mensaje y de una correcta interpretación —y si se quiere de un correcto análisis— de la información que se desea comunicar.

Las soluciones enfocadas a la “Industria 4.0” no necesariamente son aplicables a las grandes industrias manufactureras —aunque el origen del concepto se haya gestado en este ámbito—, mas bien corresponde a la nueva tendencia dentro de la globalización de los mercados, pensar en la aplicación de este concepto en empresas medianas y pequeñas deriva en una posición estratégica de avanzada que puede asegurar una larga estadía dentro del mercado cada vez mas agresivo y que cambia a una velocidad vertiginosa, tampoco está limitado a empresas estrictamente manufactureras, es igualmente aplicable a empresas de servicios donde la gestión y el control de calidad de los productos o servicios ofrecidos es la única alternativa para asegurar un futuro promisorio de sus operaciones.

La integración de procesos y operaciones a todo nivel permite gestionar una compañía como un ente cambiante y se tiene la oportunidad de adaptarse a los cambios impuestos tanto por el entrono externo como el interno de una forma más eficaz y así toda la organización puede reaccionar de forma oportuna frente a las amenazas y aprovechar de mejor manera las oportunidades que puedan identificarse.

Comentarios   3

Ramón Archanco18-10-2016
es un pionero con una pasión clara, desarrollar en empresas y organizaciones la capacidad de vigilar el entorno competitivo de forma automatizada para facilitar la innovación y competitividad de los negocios día tras día.

Iñaki Apezteguia08-11-2016
Muy buen articulo y una temática a tener en cuenta para los que estamos en el ámbito de la gestión de la tecnología.

César11-11-2016
Felicitaciones, por este articulo, un kaizen permanente, valor agregado a nuestra profesión , espíritu empresarial, industrial y tecnológico.
Avante y Ovante.

César


entradas/sobremi.txtj

Sobre Mí

Mi nombre es Juan Pablo Iriarte, nací en Bogotá Colombia en el año de 1968, me gradué de bachiller en el Colegio Calazans de Bogotá, estudié Ingeniería Mecánica en la Universidad de América casi al mismo tiempo que inicie labores en Inoxidables de Colombia Ltda...


Entradas Populares

Etiquetas